‘Adolfo Suárez y las marchas por la dignidad’: la opinión de @CarlosParedesP

/ 21 marzo 2014
Carlos Paredes (@CarlosParedesP)

Carlos Paredes (@CarlosParedesP)

Adolfo Suárez, símbolo de la transición española, camina hacia el más allá, mientras las marchas de la dignidad lo hacen hacia Madrid. Aquella transición, la de 1978, fue la de una España que pasaba de la dictadura del Nodo y del blanco y negro, hacia la democracia y el color, cargada de esperanza.

Hoy es otro el panorama que nos envuelve. La corrupción política, el histórico retroceso en derechos , el desempleo, los desahucios, la polarización de la sociedad española cada vez más desigual entre sí, y un largo etcétera, como símbolos de la decadencia de un régimen (el del 78) que se asoma con pavor, de tropezón en tropezón, hacia el blanco y negro que lo viera nacer.

De Adolfo Suárez, recuerdo aquella frase suya pronunciada en televisión «Cuando yo llegué a Madrid, me sentía tan solo, que tuve que ponerme tachuelas en los zapatos para sentir que por lo menos me acompañaban el eco de mis pisadas» y sólo le dejaron frente al mundo, incluso el Rey (hoy su gran amigo en los medios de comunicación) que en tiempos tan difíciles como aquellos le dio la espalda, provocando su dimisión. Veremos estos días lo que sucede casi siempre con quien trae progreso y cambios históricos a la sociedad, que los mismos que le abandonaron en vida corren a ensalzarlo y hacerse fotos a su muerte, una triste constante en el único país de Europa donde el fascismo triunfó.

Mientras, el panorama político en los partidos clásicos es aterrador, carcomidos por juegos sucios y corrupción que van desde la Casa Real hasta los gobiernos municipales, vertebrada la miseria en aquellas instituciones políticas que se estandarizaron como salvadores de la patria y el progreso en aquella España de la transición.

Fue lo nuevo de entonces, aquellas personas que se reunieron para crear una nueva constitución , lo que hizo salir a España del hoyo de la dictadura, de igual manera que será lo nuevo de ahora, lo que hará salir a España del hoyo y la desesperanza en que todo aquello degeneró.

Caminan las marchas de la dignidad hacia Madrid, mientras surgen nuevas formas de hacer política: Podemos, Partido X, EQUO y Compromís (con sus primarias abiertas y sus procesos abiertos a la participación ciudadana) , las primarias de Izquierda Abierta, (aunque atada en el corsé de la tradicional Izquierda Unida), iniciativas como Ahora Tú Decides, donde se invita a los ciudadanos a participar y decidir, todo ello, hace pensar que una segunda transición, donde los ciudadanos sean representados de verdad y no de facto, no sólo es necesaria, es además perfectamente posible.

Mientras los problemas de salud e imagen (ahora mucho más real) se repiten en la monarquía, mientras se apaga la vida del uno de los grandes símbolos de nuestra transición, surgen poco a poco voces que apuestan por la regeneración, no de las cabezas visibles ni de las instituciones, sino del propio sistema político, donde todos seamos iguales en derechos de verdad, y se ponga fin al despotismo de cara cínica que estos días nos gobierna.

Adolfo Suárez, descansa en paz, si tú vieras lo que han hecho con tu peleada democracia, mañana estarías en las calles ejerciendo el derecho del pueblo a la dignidad.


* Carlos Paredes es activista social. Fue portavoz de Democracia Real Ya, desde sus orígenes hasta el primer aniversario del 15-M. Formó parte de la organización de la primera manifestación del 15 de mayo de 2011, cuya fecha dio nombre al movimiento 15-M (15 de Mayo). Colaboró además en la organización de la manifestación internacional del 15 de octubre de 2011, bajo el lema «United for a blobal change» que tuvo repercusión, por primera vez en la historia, de manera coordinada y bajo un mismo lema y organización, en 22 países, y que hizo que más de siete millones de personas salieran a la calle en las diferentes ciudades españolas. (Más de un 17% de la población del país)

Ha colaborado, además de con ‘Diario La Nube‘, ‘Diariocrítico’, ‘El Secreto del Olivo’, el programa de debate televisivo ‘La plaza en llamas’, y ‘El Programa de Ana Rosa’, donde participó como tertuliano para la sección de noticias (economía y política) durante el verano de 2012.

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario