Muerte de la niña de Treviño: la Fiscalía investigará al Servicio de Salud vasco

/ 20 marzo 2014

La Fiscalía del País Vasco ha abierto una investigación para aclarar la asistencia sanitaria a la niña Anne Ganuza, residente en Treviño (Burgos), por parte del Servicio de Salud del País Vasco (Osakidetza), que no envió una ambulancia para trasladarla al Hospital Universitario de Vitoria, el más cercano a su domicilio.

Ambulancia vasca (Foto: Sistema Sanitario Público Vasco)

Ambulancia vasca (Foto: Sistema Sanitario Público Vasco)

Los padres de la niña, enferma de varicela, llamaron al 112 vasco solicitando una ambulancia ante el agravamiento del estado de la pequeña, de 3 años y medio. El coordinador de Urgencias del 112 decidió que acudiera al domicilio el médico del centro de salud de La Puebla de Arganzón y dijo a los padres que no era posible el envío de una ambulancia desde el País Vasco, ya que este servicio correspondía a la Sanidad de Castilla y León.

Finalmente el padre llevó en su propio vehículo a la niña al hospital de Vitoria, donde ingresó con «shock séptico por un estreptococo» y nada pudo hacerse por su vida. El día anterior los padres estuvieron en las Urgencias de ese hospital porque la fiebre alta de la niña no remitía, pero el centro no consideró pertinente su ingreso.

El fiscal Juan Calparsoro atendió la petición de la Defensoría del Paciente, que reclamó la «depuración de responsabilidades», e investigará si hay indicios de delito por denegación de auxilio. No consta que la familia haya presentado denuncia alguna contra la Osakidetza por negligencia médica.

Los consejeros de Salud del País Vasco, Jon Darpón, y de Castilla y León, Antonio María Sáenz Aguado, negaron que los servicios de emergencias de Vitoria pidieran a la familia que llamara a una ambulancia de Castilla y León. Según Darpón, «en las grabaciones del 112 ninguna persona ni de Osakidetza ni del 112 transmite que hay que pedir nada a Miranda o a Burgos. Eso no es verdad». Ambos desvincularon lo ocurrido del «contencioso político» de Treviño y añadieron que existe un protocolo por el que el servicio «más óptimo» debe atender la urgencia.

Sin embargo, dos diputados del PNV alimentaron la polémica política, siendo obligados a rectificar horas después. El presidente del grupo parlamentario del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, dijo que la muerte de la niña demuestra que «no tiene sentido» que Treviño siga perteneciendo a Burgos «por motivos de eficacia en la prestación de servicios». El diputado Emilio Olabarria afirmó que si «Treviño hubiera estado integrado en Álava y formalmente integrado en los servicios de salud de Euskadi, que son los que tienen los ratios de calidad más alta del Estado español, probablemente no estaríamos hablando de una desgracia de esas características». Horas después, el PNV pidió disculpas en un comunicado y señaló que no existe «ningún componente de tipo político o competencial en este desgraciado suceso».

Desde el PP vasco, la portavoz Laura Garrido lamentó los comentarios «desafortunados, fuera de lugar y oportunistas» de los diputados nacionalistas. «Nunca se puede utilizar una tragedia de este tipo, con un niño muerto, como argumento para cualquier tipo de reclamación política», dijo. Por su parte, EH Bildu y PSE reclamaron ayer la comparecencia del consejero Jon Darpón para aclarar las circunstancias de la muerte de Anne.

LA RAZÓN habla en su portada de «disparate autonómico: el protocolo permite al País Vasco negar una ambulancia a un vecino de Treviño» y detalla que fija el «dispositivo más óptimo» pero «con la autoridad de cada CCAA sobre sus medios». ABC destaca que «el PNV mezcla la tragedia y la política».

EL MUNDO 1,10/ABC 38,39/LA RAZÓN 1,10,11

 


(Texto de elaboración propia realizado a partir del resumen de noticias de los servicios de prensa de Moncloa)

– Más vídeos de noticias:

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario