El PSOE traiciona a la izquierda y no tocará lo peor de la reforma laboral del PP

/ 15 octubre 2015

Los socialistas, si gobiernan tras las elecciones del 20-D, solo introducirían ligeros retoques en la reforma laboral y no la indemnización por despido de 20 días, por ejemplo, uno de los peores puntos que tiene la reforma que hizo el PP en 2012.

Pedro Sánchez en la Ejecutiva de PSOE (Foto Flickr PSOE)Pedro Sánchez en la Ejecutiva de PSOE (Foto Flickr PSOE)

Pedro Sánchez en la Ejecutiva de PSOE (Foto Flickr PSOE)

El PSOE presentó ayer las líneas generales de la propuesta en materia de empleo que incluirá en el programa electoral con el que concurrirá a las próximas elecciones generales. Los socialistas se comprometen a derogar la reforma laboral del PP de manera inmediata, pero no tocarán las indemnizaciones por despido, cuya regulación se someterá al consenso en la tramitación de un nuevo Estatuto de los Trabajadores. Actualmente están en 20 días por año trabajado.

La secretaria de Empleo del PSOE, Luz Rodríguez, adelantó que están preparando “una voladura” de la reforma laboral del PP, vía decreto-ley, que afectará al modelo de negociación colectiva, la contratación y la desigualdad salarial entre hombres y mujeres. En concreto, pretenden establecer tres tipos de contrato que sustituyan a los actuales: indefinido, temporal y para la formación. Además, se pretende acabar con los “falsos autónomos” y los “falsos becarios”, haciendo que los trabajadores autónomos económicamente dependientes pasen a ser reconocidos como trabajadores por cuenta ajena.

En materia de formación, el PSOE pretende invertir 1.000 millones en un “plan de choque” destinado a jóvenes entre 16 y 29 años que no tienen la ESO y por tanto no pueden acceder a la Formación Profesional. Los cursos tendrían una duración de 6 meses para adquirir las competencias básicas necesarias para su recalificación profesional. La financiación del plan se obtendría de suprimir las bonificaciones a la contratación, aunque se mantendrían los incentivos para emplear en casos como los que afectan a personas discapacitadas, en riesgo de exclusión o víctimas de la violencia de género.

Asimismo, el PSOE se propone subir el salario mínimo interprofesional, en dos legislaturas, hasta el 60% del salario medio neto, de forma que pase de los 648 euros actuales a unos 1.000 euros.

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, dijo que la “marca España” que en materia de empleo deja el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, es “el paro y la precariedad”, además de una rebaja salarial. Para Sánchez es preciso cambiar esta situación “por empleo y retribuciones dignas”.

EL PAÍS 18/EL MUNDO 1,12/ABC 2,30/LA VANGUARDIA 15/EL PERIÓDICO 21/LA RAZÓN 30,31/CINCO DÍAS 26/EL ECONOMISTA 25

 


(Texto de elaboración propia realizado a partir del resumen de noticias de los servicios de prensa de Moncloa)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *