Liberados los dos periodistas españoles secuestrados en Siria, Javier Espinosa y Ricardo García Vilanova

/ 30 marzo 2014

El periodista del diario EL MUNDO Javier Espinosa y el fotógrafo Ricardo García Vilanova han sido liberados después de permanecer 194 días secuestrados en Siria, donde fueron capturados el pasado 16 de septiembre cuando trataban de abandonar el país después de haber informado sobre la guerra civil que sufre.

Espinosa y Ricardo García VilanovaEl propio Espinosa confirmó anoche su liberación mediante una llamada telefónica a la redacción de EL MUNDO. Según informa el diario en su edición digital, los dos periodistas fueron recogidos en algún punto de la frontera siria por un contingente de soldados turcos, que posteriormente se pusieron en contacto con las autoridades españolas.

Espinosa, corresponsal de EL MUNDO para Oriente Próximo, confirmó en su llamada a la redacción del periódico que ambos se encuentran bien y pidió que comunicaran su liberación a sus familias. La noticia de su secuestro no se hizo pública hasta el 10 de diciembre, cuando llevaban casi tres meses de cautiverio, por expreso deseo de sus familias. La liberación de Espinosa y García Vilanova sucede a la del enviado especial a Siria de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA, Marc Marginedas, que fue puesto en libertad el pasado 2 de marzo tras permanecer secuestrado seis meses en manos de un grupo rebelde islamista.

EL MUNDO.ES/AGENCIAS

Ésta es la nota que enviaron a los medios la FAPE y la APM:

La Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) y la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) celebran con gran alegría la liberación del periodista Javier Espinosa y del fotógrafo Ricardo García Vilanova, secuestrados en Siria el pasado 16 de septiembre por el grupo yihadista “Estado Islámico de Irak y de Siria (ISIS)”.

La FAPE y APM transmiten a Espinosa y a García Vilanova y a sus familias la gran alegría y alivio por el fin del secuestro. El pasado 2 de marzo, otro periodista español secuestrado, Marc Marginedas, de “El Periódico de Catalunya”, recuperó la libertad.

Como habían hecho en la cobertura de otros conflictos, Espinosa, García Vilanova y Marginedas asumieron el compromiso fundamental del periodismo de buscar incansablemente la verdad para desvelar lo que los poderes quieren ocultar.

Los secuestros de periodistas suponen una intolerable vulneración de la libertad de expresión y del derecho de información.

Con la comisión de estos delitos, los secuestradores persiguen que los reporteros de guerra dejen de viajar a Siria a fin de imponer un manto de silencio que impida descubrir los horrores del conflicto.

La FAPE y la APM consideran que solo la libre circulación de los periodistas puede dar a conocer al mundo las violaciones de los derechos humanos que se perpetran en las contiendas y de las que la sociedad civil es habitualmente la principal víctima.

Instamos, por lo tanto, a todas las partes en conflicto en la guerra de Siria a que cesen de considerar a los periodistas como un objetivo, respeten la libertad de prensa y liberen inmediatamente a los otros reporteros de diversas nacionalidades todavía retenidos.

Siria se ha convertido en uno de los países más peligrosos para el ejercicio del periodismo, con 48 reporteros secuestrados en 2013, la mitad de ellos europeos.

(Fuente: APM y FAPE)

 


(Texto de elaboración propia realizado a partir del resumen de noticias de los servicios de prensa de Moncloa)

– Más vídeos de noticias:

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario